miércoles, 18 de mayo de 2016

Novillero peruano Renatto Motta muere como Paquirri


Torero de 19 años se desangró por cornada sufrida en Malco, Ayacucho, mientras lo trasladaban en ambulancia del norte de Arequipa a Nazca

Dudó un segundo antes de entrar al burladero y novillo le partió arterias de la pierna

En la plaza no había ni una botellita de alcohol. Médico de Chala le habría quitado el torniquete que le contenía la hemorragia

Ya no se parecía al niño gordito metido en un apretado traje corto que desde los 7 años entrenaba en la Escuela Taurina de Acho y a quienes muchos le dedicaban una incrédula sonrisa cuando les decía que quería ser torero.

El desarrollo convirtió a Renatto Motta del Solar 'Motita' en un esbelto novillero de 19 años que entrenaba diariamente y a pesar de que buscaba cuanta oportunidad hubiera para torear solo había podido participar en tres festejos formales.

Renatto Motta 'Motita' había cortado una oreja a su primer novillo (Foto referencial).
Fue la cuarta vez que se vistió de luces, este trágico martes 17 de mayo de 2016, en la corrida mixta en honor a San Isidro Labrador del andino centro poblado de Malco, distrito de Pullo, Parinacochas (Ayacucho), que fue cogido mortalmente por un novillo de media casta de la región Arequipa, jabonero, de unos 300 kilos.

El astifino le introdujo hasta medio pitón en la parte interna de la zona superior de la pierna izquierda causándole gran hemorragia que empapó su traje azul y azabache y dejó un gran charco en la arena.

Solo fue una cornada limpia, el astado no era bravo, no se enceló con él. Abrieron la puerta de toriles y de inmediato se fue a los chiqueros. En esta tarde soleada, pero lóbrega, la plaza estuvo colmada por unos 1,500 aficionados ayacuchanos, provenientes en su mayoría de otros pueblos de la región, de Lima y del extranjero.

De inmediato, el matador colombiano Gustavo Zúñiga le apretó la herida con las manos y los otros diestros le hicieron sendos torniquetes. Pronto cesó la hemorragia.

Decir que no había enfermería es mucho pedir en un pueblo de 100 habitantes ubicado a 14 horas de la capital Lima, en las alturas de los Andes, por encima de los 3,000 m. s. n. m. Pero tampoco hubo ambulancia ni cirujanos taurinos. Increíblemente, en la plaza de Malco no había ni una botellita de alcohol.

Motta fue trasladado en una camioneta al distrito portuario de Chala, Caravelí, en el norte del departamento de Arequipa, a la altura del kilómetro 620 de la carretera Panamericana Sur. Además del chofer, le acompañaron el mozo de espadas Juan Carlos Tejada, el hijo del Capitán de la fiesta patronal, Juan de Almenara y el enfermero de la posta médica de Pullo. En el camino que duró unas dos horas iba conversando y hasta bromeaba sobre su percance.

En el centro médico de Chala, donde no había sangre para reponer la que había perdido, un médico sin experiencia en heridas por asta de toro le habría desatado el torniquete con la intención de colocarle unas pinzas en los vasos heridos lo cual debió haber provocado una segunda e incontrolable hemorragia fatal.

Su traslado hacia la ciudad de Nazca fue inútil. La vida de Renatto Motta del Solar se apagó al anochecer, de la misma manera que lo hizo en 1984 la del diestro español Francisco Rivera 'Paquirri', con las arterias femoral y safena partidas en una ambulancia camino al hospital. El valiente Torero peruano falleció a la altura del pueblo de Chaviña, en el distrito de Bella Unión. No llegó a salir de la provincia de Caravelí.

novillero peruano muere desangrado
Esta fue la ruta que tuvo que recorrer Renatto Motta por falta de médicos en Malco (Imagen: MundoToro.com)
Su cuerpo fue llevado de regreso a Chala, donde esta madrugada velaron su último sueño los matadores con los que compartió cartel en Malco: el español Emilio Serna, quien además era su mentor taurino y que cortó una oreja a un toro de Navarrete antes del luctuoso suceso, el colombiano Gustavo Zúñiga (dos orejas a su primero de Asurza), y el peruano César Bazán 'El Yeta'.

Su último cartel.
Se les ha unido el diestro chiclayano Paco Céspedes, quien ayer toreó en Cahuacho, Arequipa. Junto a ellos, permanece el subalterno peruano Andy Guerrero.

Se esperaba la llegada de sus padres mientras la policía hacía las investigaciones del caso para que sus restos puedan ser trasladados a Lima hoy mismo. El médico de Chala se negó anoche a entregar ningún parte oficial.

Motta el 2009 en Acho, cuando era gordito y era difícil creer que sería novillero. Sus primeros profesores fueron los matadores Alejandro Boggiano “Gironcito”, Luis Miguel Rubio y Víctor Hugo Garavito. Actualmente entrenaba con el diestro Emilio La Serna.
También hicieron el paseíllo la aciaga tarde de ayer los banderilleros nacionales Ricardo Ramos 'El Loro', Ronald Sánchez, Robert Tacza y Jhon Marconi 'El Yuyo', quienes han tenido que partir para cumplir con otros compromisos taurinos ya firmados.

DUDA LETAL

La trágica cornada pudo ser evitada. El novillero, cuya familia es original del distrito ayacuchano de Chumpi, toreaba su segundo novillo después de haber matado sin puntilla y cortado una oreja a su primer astado, el primero de la tarde, que también fue de media casta y le presentó complicaciones que supo resolver.

Brindó su último novillo a los organizadores del festejo, quienes no solo le ofrecieron reconocer sus gastos sino que le prometieron una buena propina y regalarle un nuevo traje de luces. Este segundo de su lote era menos complicado, pero probón, aunque lo entendió mejor.

Ya en la faena de muleta, en el tercer lance que le hacía pasar llevándolo por alto, el animal le desarma por lo que Motta corre al burladero de matadores dándole la espalda.

El novillo le seguía a unos dos metros de distancia. Al llegar a las tablas no entra por la tronera derecha que le quedaba más cerca sino por la izquierda y justo antes de entrar se detuvo un segundo como para ubicar a su perseguidor.

Fue suficiente tiempo para que le alcanzase. Zúñiga le hizo el quite con un capote, pero el novillo eligió coger al chaval cuando ya tenía medio cuerpo a salvo. "¡Me la pegó! ¡Me la pegó!" se le escuchó exclamar.

Su tragedia también recuerda la cornada más grave de la que se tenga registro en la plaza de Acho, la sufrida por el subalterno peruano Trinidad Loarte 'El Trini' el 21 de noviembre de 1993, cuando acabada de colocar un buen par de banderillas. El torero se distrajo por un segundo para responder a los aplausos del público cuando todavía no había entrado bien a un burladero de sombra.

El toro de Roberto Puga le alcanzó como un rayo y le corneó el muslo derecho con tres trayectorias de 40, 25 y 10 centímetros. Se tuvo que abrir a patadas la puerta de la enfermería -que no estaba implementada- pues nadie encontraba la llave.

El Trini sufrió repetidos paros cardiacos durante la larga operación en la que los cirujanos taurinos de la plaza, dirigidos por el doctor Andrés León Martínez, le salvaron la vida hace 23 años.

ERA MAGO, ACTOR, SURFER Y SKATER...
Renatto Motta había cumplido 19 años el 21 de enero y además de torero era mago profesional, actor, surfer y skater. Como prestidigitador, solía sorprender a familiares, amigos y toreros con diversos trucos e ilusiones. Significativamente, su última publicación en Facebook dice: "¡Camino a Malco con un cartel que me hace mucha ilusión!".

Novillero peruano vivió por los toros y para los toros.
Hace un año, debutó como novillero sin caballos en la portátil "Torokuna" instalada en Villa María del Triunfo (Lima) el 24 de mayo de 2015 a los 19 años de edad. Fue ovacionado al estoquear un eral de la ganadería ancashina Carwacocha, procedencia Roberto Puga (Domecq).

Debutó en público en 2008. Se ausentó un par de años debido a problemas de salud y regresó participando en los concursos y tientas públicas de Chuquizongo en La Libertad, Cutervo en Cajamarca, Incuyo y Coracora en Ayacucho y Pachacámac en Lima.

El Yeta  recuerda que durante el fatídico festejo, entre toro y toro, el novillero no perdía la ocasión de pedirle a los matadores que le apoyen en su carrera para llegar a tomar la alternativa algún día.

El día anterior todos los toreros viajaron juntos desde Lima. Bazán cuenta también que por ser el menor de todos y aún aspirante a matador, Motta hablaba menos que los demás, pero si se expresó a favor de la mejora de la situación laboral de los toreros en el Perú. Él no estaba inscrito en ninguno de los sindicatos de toreros peruanos  por lo que en principio no podría acceder al seguro que brindan estas instituciones.

TOREROS TRABAJAN EN CONDICIONES INFRAHUMANAS EN EL PERÚ.
Lo cierto es que en cada región taurina del Perú hay decenas de toreritos que aspiran a ser matadores como Enrique Ponce, José Tomás o Andrés Roca Rey, pero tienen que jugarsela en cientos de pueblos remotos sin las mínimas garantías para sus vidas.

Los mismos matadores peruanos y extranjeros, incluso algunas figuras del toreo que han pisado las provincias del país han tenido que actuar en ferias donde no había médicos especializados.

"Un toro ha matado a un amigo, paisano y compañero, descansa en paz ¡Te queremos!" Ha escrito Roca Rey al enterarse de la noticia. En la foto, juntos en Acho a lado del matador José Antonio Campuzano.
Pero no se crea que por lo distantes que se encuentran muchas localidades taurinas del llamado Perú profundo los organizadores no están en condiciones de contratar cirujanos taurinos capacitados, ambulancias y equipamiento médico.

Debido al resurgimiento de la economía nacional, las comisiones de fiesta cuentan con recursos suficientes para invertir miles de dólares en la organización de una fiesta patronal, que va desde la contratación de los músicos y cantantes hasta la compra del licor suficiente para varios días de celebración.

En lo taurino se invierte otro tanto en acondicionamiento de la plaza, en la compra y traslado de los toros y algunos miles de soles en la contratación de toreros. Pero éstos no están en condiciones de exigir o no han pedido enérgicamente hasta ahora que se tomen las previsiones para garantizar la salud de los actuantes y del publico en caso de percances.

Es un verdadero milagro que desgracias como la de Renatto Motta no hayan sucedido desde hace muchos años. Incluso ya se ve lejana la tarde del 7 de agosto de 2004 en la que un toro cogió por el cuello al novillero peruano Eduardo Jorge Valdez 'El Bebe' en Coracora, Ayacucho, y le produjo una profunda herida "de oreja a oreja" destrozándole tráquea, esófago y la pared interna de la faringe. Lo peor de todo es que la cornada desgarró parcialmente la carótida izquierda con una hemorragia masiva.

El novillero se salvó porque entre los aficionados asistentes se encontraban un médico otorrino, un odontólogo, un anestesiólogo, y una enfermera norteamenericana. Los cuatro hicieron lo que estaba a su alcance, "anudaron" la carótida y detuvieron parcialmente la hemorragia por lo que pudo llegar a Lima aún con vida y fue operado por el actual jefe del servicio médico de Acho y director del Hospital Sergio Bernales de Collique, el doctor César Baltazar Mateo, conocido como el "Ángel de los toreros peruanos".

Anoche, el matador cajamarquino El Yeta ha dicho que está devastado por lo sucedido y ha sido enfático: "Ha llegado el momento de ponernos fuertes, la exigencia de un torero peruano por tarde y de los pases sindicales para los toreros extranjeros son importantes, pero más urgente es profesionalizar el toreo en el Perú. Que esta tragedia sirva al menos para unirnos y para darle prioridad a dos frentes: las mínimas condiciones de seguridad y salud para ejercer la profesión de torero en nuestro país y la defensa frente a los ataques de los antitaurinos".

Entrevistado por el portal Burladero.tv, el matador de toros español Emilio Serna ha dicho que está hecho polvo: "Hemos estado juntos el último tiempo, entrenábamos y lo ayudaba, primera vez que me involucro tanto en la carrera de un muchacho...".

También ha hecho un llamado a los toreros y a los sindicatos que los agrupan a corregir sus condiciones de trabajo: "Esta desgracia pone en evidencia las precarias condiciones en que torean peruanos y extranjeros en los pueblos del Perú taurino, sin las mínimas garantí­as de un servicio médico que pueda atenderlos primariamente al menos".

En estas trágicas horas, en las que la mayoría de los aficionados peruanos no han podido dormir impactados por la amarga noticia, la Fiesta Brava nos muestra su lado más doloroso, pero nos recuerda a la vez que esto es de Verdad, que los valientes toreros están dispuestos a entregar su vida cada tarde y que cuando nombres como el de Renatto Motta del Solar se inscriben para siempre en la historia de la tauromaquia, debemos tener entereza y resignación, pero también orgullo y admiración eterna por quien dio la vida por cumplir sus sueños.

Que la sangre de un hermano caído unifique por fin a los toreros y taurinos peruanos en la defensa de su fiesta y en la exigencia de sus derechos. Descansa en paz, Torero.


(Con información del matador de toros César Bazán 'El Yeta' / Cultoro.com / PeruToros.com.pe).

5 COMENTARIOS / :

Jose Hurtado dijo...

es una apena esta tragedia pero desde hace mucho tiempo, biene pasando que los toreros no se preocupan por la asistencia medica, en los pueblos remotos del peru profundo como nunca pasa nada y cuando pasa salen abante siempre hay suerte que hayan medicos entre los asistentes enesas plaza de dios pero nunca los sindicatos que hay en peru se peocupan por que siempre haya en cada festejo ambulancias o los primeros auxilios para estos casos de cornadas todos van a como venga sin importarle lo que pase y vea ahi la cuestion ahora esta tragedia a este novillero en la flor de su vida que tomen reflecion y se unan de verdad y luchen de verdad por que tenga todo lo referente a una seguridad social y que no vaya cada quien por su lado como siempre lo han hecho paz a los restos de este muchacho uqe dejo su vida en le ruedo de un pueblo remoto del peru profundo descanse en paz

michitadepullo dijo...

Ojala que esto sirva de leccion para que ya no ocurran mas desgracias

VICTOR GONZALES dijo...

Mi más sentido pésame a los familiares del novillero peruano fallecido recientemente en un pueblo de Ayacucho. Y que esto que ha ocurrido por lo menos sirva a la Municipalidad del sector que otorga el permiso para la realización de un espectáculo taurino para que uno de los requisitos sea contar por lo menos con una ambulancia equipada, y con una unidad particular aparte para acompañar en el viaje al diestro herido.
Saludos desde Trujillo (Perú).
VICTOR GONZALES.

charito motta dijo...

LA MUERTE DE RENATTO MOTTA DEL SOLAR, NO PUEDE QUEDAR INMPUNE, HAY MAS DE UN RESPONSABLE, ESPERO QUE SE HAGA JUSTICIA PRONTO. CONFIO EN LA JUSTICIA DIVINA Y EN LA LEY .

Anónimo dijo...

Por medio de la presente quiero agradecer al Sr. Vladimir Teran Altamirano la atención para este viejo aficionado Mexicano ya que por su medio hizo realidad un gran sueño para mi, algo que pensaba era imposible pero su gran afición y respeto para gente como yo,se logró le agradezco incalculablemente es ud, un gran SEÑOR Atte. Dino Flores

Publicar un comentario

* No se publicará comentarios ofensivos. Este no es un espacio para hacer propaganda contra la tauromaquia.

ARCHIVO (Todos los artículos)

Related Posts with Thumbnails