miércoles, 13 de mayo de 2009

Cornada de Gimeno Mora [VIDEO]

Novillada del lunes en Madrid pudo ser trágica

El banderillero Gimeno Mora, herido en la novillada del lunes en Las Ventas, evoluciona bien de la "cornada en el tercio medio de la cara anterior del muslo izquierdo con dos trayectorias, una descendente de 20 centímetros y otra ascendente de 15 centímetros que produce destrozos en el músculo cuadriceps. Fractura de clavícula derecha, contusión en región frontal y scalp en cuero cabelludo. Pronóstico grave".



Tras ser operado bajo anestesia general, se encuentra a la espera de un último examen médico que determinará cuándo será operado de la fractura de la clavícula derecha que padeció en el mismo percance.

Internado en la habitación 329 de la Clínica La Fraternidad de Madrid, donde pasó la noche "con molestias, pero sin fiebre", el banderillero almeriense recibe continuas visitas de amigos y profesionales, y se encuentra "muy recuperado de ánimo, ya que esto es algo que se asume de antemano".

"Lo importante es que los médicos me han encontrado bien antes de las veinticuatro horas, y eso da pie a hacer ya cábalas para la reaparición", dijo Gimeno. "El riesgo de la profesión acecha siempre, y cuando menos te lo esperas se hace presente. Pero estoy orgulloso de todo lo que hay a mi alrededor. La 'medalla' de la cornada es algo muy bonito. Sólo los toreros podemos presumir de ella", confesó el banderillero.

Sobre el escenario del percance, Gimeno comentó que "a mí me ha tocado esta vez Madrid, casi nada. ¡Y tantos compañeros como caen heridos en plazas de muy poca trascendencia!. Me han venido a entrevistar de todas las televisiones, emisoras de radio y periódicos. El toreo es grande aún con estos contratiempos", enfatizó.

Gimeno Mora fue prendido de forma espeluznante a la hora de clavar un par de banderillas al segundo novillo del festejo de ayer en Las Ventas. El astado le levantó y le zarandeó en el aire, buscándole posteriormente en el suelo, donde le arremetió en una paliza tremenda. El quite pareció durar una eternidad.

La tragedia rondó el albero y muchos recordaron la trágica cornada que mató al recordado banderillero Manolo Montoliú, en Sevilla, el 1º de mayo de 1992.


La Novillada

Quinto espectáculo de la Feria de San Isidro en la plaza de Madrid, con más de tres cuartos del aforo, en el que se lidió una decepcionante novillada de Montealto y que tuvo la cara del buen hacer de Miguel Tendero, y la cruz de la cogida grave de Gimeno Mora.

José Manuel Mas, silencio y silencio tras aviso. Miguel Tendero, saludos tras aviso y silencio tras aviso. Javier Cortés, palmas y silencio en el que cerró plaza.

Julio Campano recibió la ovación del público, tras un buen par de banderillas  al sexto.



Fuentes: ABC.es, Diariodecadiz.es

Más videos de COGIDAS

0 COMENTARIOS / :

Publicar un comentario

* No se publicará comentarios ofensivos. Este no es un espacio para hacer propaganda contra la tauromaquia.

ARCHIVO (Todos los artículos)

Related Posts with Thumbnails